Google+ Followers

Páginas vistas en total

Seguidores

jueves, 30 de mayo de 2013

RED VELVET

Este fin de semana prepare esta tarta tan deliciosa ya la había preparado otras veces con masa fondant pero a mi marido la fondant no le gusta así que lo hice con el frosting solo el relleno y por encima chocolate y chocolate blanco rallado por encima.



INGREDIENTES

280 gramos de harina de fuerza
½ cucharadita de sal
2 cucharadas  de cacao en polvo
 113 gramos de mantequilla  a temperatura ambiente
340 gramos de azúcar
2 huevos grandes
1 cucharadita de extracto puro de vainilla
 240 ml de buttermilk
2 cucharadas de colorante rojo
1 cucharadita de vinagre blanco
1 cucharadita de bicarbonato

crema de queso frosting
 360 ml de nata para montar
227 gramos de queso crema a temperatura ambiente
227 gramos de queso mascarpone a temperatura ambiente
¾ cucharadita de extracto de vainilla-115 gramos de azúcar glass tamizada

INGREDIEN.TES PARA LA DECORACION
 
Una tableta de chocolate postres

Una tableta de chocolate blanco postre rallado

Unas rosas de azúcar

 Choco merengue

Bolitas de merengue recubiertas de chocolates de diferentes colores. http://degustate.es/es/9-gourmet



PREPARAIÓN

Precalentar el horno a 175 O 180º

En un tazón tamizamos la harina, la sal, el cacao y reservamos.
Batimos la mantequilla hasta que esté suave. Añadimos el azúcar y seguimos batiendo hasta que esté suave y esponjoso unos 2-3 minutos. Añadimos los huevos, de uno en uno, batiendo bien después, añadimos el extracto de vainilla y continuamos batiendo hasta que se mezcle.

Por otro lado mezclamos el buttermilk con el colorante rojo. Con la batidora a baja velocidad, alternativamente agregamos la mezcla de harina y mantequilla a la mezcla de buttermilk, en tres adiciones, comenzando y terminando con la harina.
En una taza pequeña mezclamos el vinagre y el bicarbonato. Dejamos que la mezcla haga un poco de efervescencia y rápidamente la agregamos a la masa del pastel.
Dividimos la masa entre los dos moldes y alisamos la parte de arriba con una espátula.
Hornear durante unos 25-30 minutos o hasta que al insertar un palillo en el centro del pastel este salga limpio.
Dejamos enfriar el pastel en el molde y después sobre una rejilla durante 10 minutos.
Una vez que los bizcochos se han enfriado completamente, envolver en plástico y colocar el pastel de capas en el congelador al menos durante una hora. Esto se hace para que al poner relleno y glaseado nos resulte más fácil.

GLASEADO DE QUESO
Batimos el queso crema y el queso mascarpone hasta que quede suave. Agregamos la vainilla y el azúcar glass y continuar batiendo hasta que esté suave.

En un bol, montamos la nata. Con una espátula grande, suave pero rápidamente añadimos  un poco de la nata montada a la mezcla de quesos.
Si el glaseado no es lo suficientemente espeso, lo taparemos y colocaremos en el frigorífico durante una hora, o hasta que esté lo suficientemente firme como para extenderlo bien.



















1 comentario:

  1. Pues así también queda super bonita. Y seguro que mucho mas fácil de comer.
    Besinos

    ResponderEliminar